A votar, pero sin olvidar. Elecciones 2012.

Publicado: noviembre 22, 2011 en Opinión, Uncategorized
Etiquetas:, , , , ,

En los días más recientes una de las principales noticias fue la definición, a través de una encuesta abierta entre la población, del candidato que representará a “las izquierdas” de México en la elección presidencial de 2012: Andrés Manuel López Obrador, que irá con la bandera del Partido de la Revolución Democrática (PRD)

Justamente ayer, comenzó públicamente la alineación de lo necesario para establecer que será Enrique Peña Nieto, el candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) a la presidencia, al dimitir quien hasta ahora fue su mayor “rival”, Manlio Fabio Beltrones.

Por otro lado, el Partido Acción Nacional (PAN), que ha tenido dos sexenios para demostrar su ineptitud en el gobierno federal (salvo las finanzas, todo lo demás es un desastre), deberá definir lo más pronto posible a su candidato. A pesar de que hoy en la mañana Ernesto Cordero estuvo con Carlos Loret tratando de defender su proyecto y presentando encuestas, lo más seguro es que si eligen al mejor posicionado, ésta será Josefina Vázquez Mota.

En el primer caso, el del PRD, se presentaron varios factores definitorios para el candidato. en primer lugar, ya las otras izquierdas habían dicho que sólo irían en coalición con el PRD si el ganador de la contienda interna era AMLO, lo cual descontaba ya cualquier apoyo de éstas a Marcelo Ebrard. Después, se hicieron cinco preguntas, que hasta la fecha desconozco, y nos dicen que López Obrador ganó tres, por lo cual es vencedor. Pero no se tomó en cuenta que éste lleva poco más o menos seis años utilizando los tiempos oficiales de los partiditos de izquierda para hacerse publicidad.

Ebrard, quien hubiera sido desde mi punto de vista, un candidato que podía haber jalado más a los indecisos en 2012, aceptó estoico la decisión de poco más de 6 mil personas que participaron en la encuesta. No era su tiempo y, se gane o se pierda en las elecciones, quedará como un político apegado a los principios y mandatos de su partido.

En el caso del PRI, lo importante era contener la posible ruptura y Manlio Fabio lo sabía bien. Participó, mantuvo vivo al PRI en los noticieros mientras Peña guardaba un bajo perfil y ahora dimite argumentando justamente que no busca dividir al partido, que busca “sumar”. Lo cierto es que desde el principio estuvo definida la candidatura de Peña, y Televisa lo sabía desde que programa entrevistas en horario estelar para su futuro candidato, cuidando éste cada una de sus palabras. El candidato “guapo” y conciliador.

¿A qué me refiero entonces cuando digo “A votar, pero sin olvidar”? A que desde que AMLO ganó la contienda y se hizo oficial, resulta que ahora es una especia de redentor que combina la fe católica con una onda pacifista. Poco le falta para salir con un estandarte de la Virgen de Guadalupe y al mismo tiempo portar una túnica estilo Gandhi y promover la paz. Es, ahora, amigo de los que eran sus enemigos. Extiende la mano a los empresarios que mucho tiempo llamó la mafia y les dice: “arrepiéntanse, que de ustedes será mi Reino”. Habla a los pobres, a los ricos, a los morenos (no sé si a los güeros), se reconcilia con Televisa y con quien sea necesario. Promete ser justo, noble y propone una “República Amorosa”.

Peña, por su parte, es un pan de Dios, un galanazo que asegura que sabe gobernar y que no sólo promete, sino que firma ante notario (por cierto, repartió notarías a diestra y siniestra) que cumplirá. Al grito de “Enrique, Peña, yo quiero ser tu dueña” y de la mano de su Gaviota, se presenta como líder de una familia feliz, modelo, al lado de sus hijos, los de ella, y los de ambos.

Ninguno de los dos es como quieren que los veamos. Ambos apuestan al olvido. El del PAN también lo hará. Todos apuestan a que se nos olviden las fechorías que han cometido ellos y sus secuaces. Creen que el lamentable accidente del Secretario de Gobernación hará que “pase de moda” la noticia del cochinero que tiene el partido Verde, una vergüenza nacional muestra de la corrupción y servilismo que hoy se alía con el PRI.

Buscan que se nos olviden los bloqueos a Reforma, descalificaciones, las faltas de respeto, los motes de “espurio”, “Fecal” y varios que propinaron al -nos guste o no- presidente de México. Que se nos olviden las ligas y los fajos de dinero que recibía Bejarano del “empresario” Ahumada, que AMLO se autodenominó “presidente legítimo”. Buscan que olvidemos el lamentable episodio de “Juanito”.

Buscan que olvidemos que no aprueban reformas si no es del modo que les conviene, que las vuelven light para preservarse en el poder, que no quitarán a los plurinominales para no perder cotos de poder ni negocios particulares. Que se nos olvide el “¿y yo por qué?” de Fox, las fechorías de los Bribiesca y Marthita.

Y nosotros… olvidamos. Apuestan a ello porque a lo largo de los años eso les hemos demostrado. Porque preferimos invitar a un “voto nulo” cobarde, antes de encararlos y decirles: No olvidamos.

No olvidamos que se han servido del pueblo, que han puesto trabas para el desarrollo económico, político y social de México, que destruyeron el futuro del campo por una política errónea por tantos y tantos años, que protegen a sindicatos y sus -esas sí- mafias. Que ahí está “Napito”, protegido en Canadá y organizando revueltas en Cananea para conservar privilegios y cuotas.

Por eso yo digo: a votar. Porque si o votamos entonces son las estructuras corporativistas, los “multiniveles” del PRI, los acarreados de los distintos gobiernos y los resentidos los que decidan por nosotros. Hay que votar, pero sin olvidar, y después de elegirlos, seguir sin olvidar y exigir que cumplan con su encomienda. ¿No cuando toman protesta dicen algo así como “si no cumpliere, que la nación me lo demande”?

Hagamos un hashtag, propongo un #recuerdaque y pongamos una cosa que sepamos de cada uno de los candidatos. Las redes sociales han tirado gobiernos en otros lugares del mundo. Aquí no propongo derrocamientos ni revoluciones, pero ¿no podrán servirnos para hacerles entender de una vez que no somos idiotas?

¿Tú que opinas?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s